viernes, 24 de abril de 2015

KOYI K UTHO PRESENTA EVILUTION: ENTREVISTA EXCLUSIVA

,

Sin duda la banda bogotana KOYI K UTHO ha marcado un par de generaciones de Rockeros y ha escrito ya su página en la historia de la escena local. Una banda que rompió esquemas desde un principio y se aventuró a crear una explosión visual y auditiva pocas veces vista en estas tierras y menos por uno de los nuestros. Koyi ha creado escena, ha girado y ha tomado en serio y con profesionalismo lo que hace. Su meta es ser, nada mas que ser y con esta meta ha logrado lo que muchas bandas quieren lograr, un reconocimiento por la calidad de su música y de su espectáculo en vivo. Una banda que se renueva manteniendo su línea, algo muy difícil de lograr. En exclusiva para Subterránica hablamos con ellos sobre lo que implica unproyecto como KOYI K UTHO.

Subt:
Una de las bandas más emblemáticas sin duda de la escena bogotana, ha trascendido fronteras, regresa con un nuevo disco… después de todo ¿ha valido la pena recorrer y guerrear tanto camino?

KKU:
siempre vale la pena hacer lo que nos gusta y sobre todo cuando lo hacemos con el corazón, aunque ha sido un camino largo y difícil igual nos ha dejado muchas experiencias y lo vivido nadie nos lo puede quitar, si hemos logrado pasar tanto tiempo compartiendo nuestra música ha sido más por paciencia que por cualquier otro talento.

Igual este camino no es fácil para ninguno, pero lo importante es perseverar y hacernos escuchar, que mejor manera de hacerlo que con nuestro nuevo álbum "Evilution".

Subt:
¿Cómo hacer para que una formula como la de Koyi no pierda vigencia? el interés del público en ustedes siempre es innegable.

KKU:
Siempre nos hemos interesado en ser más que una banda de industrial pesado, tratamos de reinventarnos día a día, desde la inclusión de elementos de maquillaje como de instrumentos electrónicos con ejecución en tiempo real, dos bajos y elementos visuales, todo acompañado de música hecha con honestidad y una puesta en escena potente, yo creo que hay estaría el secreto de seguir teniendo un público interesado en escucharnos y vernos.

Subt:
Háblanos del nuevo disco

KKU:
El nuevo álbum se llama “Evilution” y es el tercer álbum de la banda, fue auto grabado y producido buscando conseguir un sonido más personal e íntimo, fue una experiencia de aprendizaje muy grande para nosotros, todo el proceso de producción, grabación y mezcla fue liderado por Zetha baterista de Koyi y contó con la participación y asesoría de varios productores, ingenieros y músicos de renombre internacional tales como German Villacorta, ingeniero y productor peruano que ya hizo parte del proceso de Koyi k Utho en el Vio-Logic, quien a lo largo de su carrera ha trabajado con artistas y productores de la talla de Bob Rock, Brendan Obrien, Ozzy Osbourne, The Rolling Stones, Gene Simmons, entre otros.

Sp Slate, ingeniero y productor de Los Ángeles, entre sus trabajos más destacados se encuentran discos de Tool, Red Hot Chilli Peppers, Paramore, dDeftones, entre otros.

Aaron Zilch, Keith Hillebrandt, Jesse Clark, Richard Kaplan y Tony Dante.

Este álbum fue grabado y mezclado en su totalidad en Colombia, hicimos un ciclo de grabación itinerante hasta encontrar el sonido que queríamos para cada instrumento, fue masterizado en Dynamic Wave Studios en Los Ángeles por German Villacorta.

En la parte del arte está presente una gran artista plástica y diseñadora: Paola Garrido (Minizuka) y en la fotografía Isabel Hoyos (Ishca).

Subt:
El rock nacional musicalmente pasa por un momento bueno pero la escena se ha vuelto aburrida porque estamos viendo los mismos shows desde hace décadas ¿qué hacer para no caer en la monotonía?

KKU:
La verdad en un concepto muy personal (Zetha) considero que el nivel musical ha evolucionado un montón y que no tenemos nada que envidiarle a las bandas internacionales en ese aspecto, pero siento que la escena se ha vuelto poco propositiva y perezosa, creo que existe un virus en los músicos nacionales que hace que se preocupen más por el crecimiento individual que por un crecimiento grupal o colectivo, esto hace que no se vean los proyectos como empresas o la escena local como un bien común.
Creo que en Colombia faltan más movimientos colectivos como los que se han dado en otros países como México y Argentina, creo que faltan más acciones y menos quejas-

Subt:
¿Está muerto el rock?

KKU:
El rock no está muerto, creo que ha mutado y está generando que los rockeros nos esforcemos más por enamorar a el público y por adaptarnos a nuevas tecnologías y formatos, debemos tener en cuenta que la música es una actividad cíclica y el rock siempre tiende a reinventarse y atacar más fuerte.

Subt:
¿Que representa koyi hoy en día como ideología musical y de pensamiento? ¿Es diferente hoy el proyecto a cuándo comenzó?

KKU:
Seguimos siendo una banda de industrial, influenciados por el cyber punk, la diferencia es de pensamiento frente a la industria y la escena, ya no somos tan crédulos.

Subt:
¿Cómo ha sido la disciplina para mantener una banda vigente y exitosa durante tanto tiempo?

KKU:
La disciplina ha sido divertida, somos una banda que ensaya tres veces por semana, dividimos los ensayos entre composición, practica y cerveza para que no sea tedioso y además tratamos de llevar la banda como una empresa pero sobre todo como una familia y eso nos mantiene muy unidos, tanto para cumplir con la parte seria como con la mamadera de gallo.

Subt:
¿Qué proyectos inmediatos tienen?

KKU:
Existen varios proyectos esperando ser concretados, lanzamiento del Evilution, vienen varios videos nuevos, nuevo website y muchos shows por toda Colombia y el exterior.

Subt:
¿Han pensado en  hacer alguna actividad con bandas nuevas?

KKU:
Siempre estamos en contacto con artistas nuevos, buscando mostrar un poco de su trabajo a través de nuestras redes sociales y colaboraciones en nuestros trabajos, pero sí está claro que dentro de nuestros proyectos está realizar algo esas bandas nuevas.

Subt:
¿Cuál ha sido el mejor momento de Koyi?

KKU:
El mejor momento puede ser cualquiera de los shows que hemos tenido pero existe uno grabado en mi memoria, fue durante el show de apertura en el concierto de Slipknot y estábamos tocando, de repente yo giro la cabeza y en la zona técnica estaban varios de los miembros de Slipknot cabeceando y disfrutando nuestro show.

Subt:
¿Dónde estará disponible el nuevo trabajo?

KKU:
En físico estará disponible en los lugares tradicionales en Colombia y digital ya confirmaremos la plataforma.

Subte:
¿Cuál será el primer sencillo, habla un poco de él?

KKU:
Para Evilution van tres tracks que ya se fueron como adelanto,
“Mechanical Animal” https://www.youtube.com/watch?v=14e7ivms8nk


“Decode” https://www.youtube.com/watch?v=mwywmax4h1k


“Fire on fire” https://www.youtube.com/watch?v=mi4piloo-xq


Y ahora se viene “Artificial Illness” https://www.youtube.com/watch?v=xeyltlmixb8 y la verdad preferimos que el público saque sus propias conclusiones.

“Cuando el caos de la civilización llega al límite de la autodestrucción, el poder de la evolución aparece”
Read more

viernes, 17 de abril de 2015

LA NOCHE EN QUE ME ENFRENTÉ A UN MONSTRUO DEL ROCK

,
Tom Abella 
Por cosas de la vida y de mi boca terminé un día peleando con Tom Abella, como fan, público, músico y estudiante del Rock nacional yo conozco sus trabajos y siempre admiré la forma en que toca la guitarra, pero no fue hasta que sucedió lo que contaré a continuación, que me di cuenta que a veces nosotros (todos) perdemos el rumbo del disfrute de la música, el cine y otro placeres de la vida, por enredarnos la mente en tonterías que pueden llegar a consumirnos. Entonces esta nota la escribo a título personal, como Felipe y no como Subterránica.

Lo primero que hice después de que la euforia y el enojo me dominaran y de aceptar un duelo de guitarras con uno de los mejores intérpretes no solo del país sino de Latinoamérica, fue sentarme a estudiar una de sus canciones, ya saben el dicho, si quieres vencer a tu enemigo debes conocerlo. Obviamente Tom no es mi enemigo, pero en el duelo seria mi contrincante. Descargué Crtl-S con el ímpetu arriba y mis manos temblando y comencé a escucharla. ¿Hace cuánto de verdad ha escuchado usted una canción a fondo como lo hice tal vez yo ese día? Ah. Había escuchado los dos discos que tengo de Tom, como he escuchado los cientos de discos de Rock Colombiano que tengo pero jamás de esta manera. Con partitura en mano y colocando atención a cada detalle. Toco la guitarra, si, estudié música también, no creo que sea bueno ni malo tocando la guitarra, no me interesa, lo hago porque me encanta, pero escuchar las notas de esa canción me hizo flaquear un poco en mi confianza y así, lentamente ese día pasé horas escuchando y mirando como componía y tocaba Tom Abella.

Tom Abella: Nacidos para la batalla
Él ha tocado desde muchos años en el país, mi propósito al escribir esto es dar una versión de un acercamiento en primer plano que tuve la oportunidad de tener con un músico que si no fuera por el destino, tal vez jamás hubiéramos pisado el mismo escenario, Tom es un intérprete y compositor de la línea de guitarristas melódicos que trabajan cada frase como si fuera una canción entera, usa los pedales no como un efecto sino como una herramienta más en el riff que es muy diferente a como lo usan la mayoría y esto es lo que quiero trasmitir. Muchos años tocando en un país al que tal vez Tom Abella no conoce cómo puede llegar a conocer a un reguetonero, porque somos de oído fácil, un país en el cual ha tenido logros que muchos solo han soñado, se da el lujo de tener endorsements increíbles, apoyos de personas que creen en él y ha girado por el exterior, tocando en varios escenarios, incluso en mi segunda patria El Salvador. Pero no es suficiente, cuando uno tiene ese talento ganar enemigos en esta tierra es fácil, las envidias y las habladurías a veces hacen que el artista se sienta mal, porque un artista señores no piensa como los demás, un artista siente y eso es raro.

El día del encuentro, tenía muchos nervios y me fui al bar con mi Gibson SG destruida y una pedalera zoom, iba al patíbulo pero con honor, sabía que en mi ego, él y yo habíamos tirado frases ofensivas pero esta era mejor manera de enfrentarnos y no a golpes, porque sabía también que con él de repente me tocaba, yo he tenido muchas peleas en mi carrera como músico pero pocas con gente con honor, un par tal vez. Tom es un caballero y cumplió la cita, llegó, me saludó y después de que la banda que estaba tocando en el bar acabara nos montamos a la tarima.


Lo demás ya no lo puedo contar de manera objetiva, pero de seguro los que estaban ahí habrán hecho comentarios. Cuando vi a Tom sacar su primer arsenal de técnicas y de melodías lo que atine a pensar fue “Estoy jodido” y me metí en mi burbuja tratando de encontrar las escalas y de hacer lo que mejor podía y salir con honor de esa. Sin embargo para mí el momento se convirtió en un descubrimiento y un aprendizaje. Descubrí primero que la única guerra que se pierde es la que no se pelea, descubrí en segundo lugar que yo podía tocar bien, y en tercer lugar descubrí que Tom Abella es un guitarrista fuera de lo común. Ya sabía que era uno de los mejores, pero estar ahí con él, frente a frente, esperando mi turno para tratar de sonar y de sacar lo mio, me daba la oportunidad de pensar y ver lo que él estaba haciendo, como la guitarra se convertía en el brazo y no era ya más el palo, la lira. He visto pocos haciendo eso y les digo que he tocado con cientos, acá y en el otro extremo, pero es como liga las frases que pareciera que no tienen una pausa, es como alarga las notas y las convierte en otras usando los efectos. Al principio le dijimos que no usáramos pedales, obviamente eso eliminaría una brecha, Tom no aceptó pero después me di cuenta porque, porque él no se estaba escondiendo debajo de los efectos como hacen muchos guitarristas, él estaba usando el efecto para mejorar su interpretación. Y así de primera mano me medí ante un monstruo.

Cuando vi la reacción de la gente, que aplaudía y se emocionaba cuando sonaban las guitarras, pensaba en que la música la percibimos los músicos de manera diferente, el público no entiende de escalas, de pedales, de técnicas, el público escucha y me escuchó también a mí, recibí muy buenos comentarios, muchos, creo que esto me sirvió como músico y como persona. Nuestro video alcanzó más de mil vistas en menos de 11 horas y eso era genial, no vi críticas por ninguna parte salvo de dos que ya conocemos y deben estar que se matan del enojo, pero lo que si vi fueron muchísimas caras felices en el bar, muchísimos emocionados, muchos comentarios, mucha perplejidad por un evento así, mucho apoyo y sobretodo una noche que va a quedar largo tiempo a los que fueron.


El video original fue publicado por Bbar en 

Es hora para mí de volver al Soft Rock y a las baladitas que me gustan, es lo que quiero hacer. Tom por su parte viajará a Los Estados Unidos, en donde tal vez, solo tal vez y es lo que espero que suceda, podrán valorar a un guitarrista como él porque acá aunque ha hecho mucho, no es suficiente. Espero que cuando Abella levante un Grammy Anglo o este rodando con los grandes del Rock Mundial, la prensa de esta patria triste no se levante a colocarle una bandera y decir “Ese es el monstruo de la guitarra colombiano”, así como han hecho con ChobQuibTown, Juanes, Shakira, Villegas, Montoya y tantos genios que se tuvieron que largar de esta finca para que por fin los valoraran.

Si usted quiere conocer más sobre Tom Abella y su rock progresivo instrumental ingrese a http://tomabella.net/

@felipeszarruk
Read more

miércoles, 15 de abril de 2015

RODRIGO CASTAÑO Y EL ÍMPETU DE LA AUTOGESTION EN EL ROCK

,
No sé si hacer este escrito sobre la obra o sobre su creador. Es difícil, porque ¿Es más importante la idea o el desarrollo? Sin embargo en este caso es la misma persona quien ejecuta las dos.

Rodrigo Castaño y su Festival Anti-Roscas han logrado posicionarse en la escena rockera del distrito como uno de los espacios obligados para darse a conocer como banda íntegra y guerrera. Con la filosofía de crear una interacción clara, poderosa y que no deje espacio para ninguna malinterpretación, Castaño ha tenido que recorrer un camino largo que le ha traído tantas alegrías como momentos duros.

Se acaba de convertir en padre lo que nos dejó ver a muchos que lo conocíamos una faceta deferente, supimos que si tenía un corazón que podía sin tranquilo, porque cuando el ímpetu y la pasión le llenan el alma no frena ninguno de sus instintos, por eso es que muchos lo pueden llegar a ver como una persona tosca pero lo que en realidad es frentero, dice lo que piensa y lo que siente.

Con o sin intensión, hace parte de esa serie de personajes que desde el underground están construyendo una nueva escena, diferente a la ya trajinanda escena distrital, a la misma que todo el mundo está cansado de ver y escuchar, Castaño con su Festival Antiroscas ha logrado mover y colocar en escena a más músicos que muchos de los personajes que claman a gritos ser reconocidos como grandes gestores culturales.

Hablamos en exclusiva con el para Subterránica.

¿Quién es Rodrigo como persona y como profesional, qué hace o qué?

Soy un proyecto humanístico enfocado al arte. Vivo rock. Dirijo un canal de comunicación, un espacio cultural y también lidero el Festival AntiRoscas. Amo la música, la escritura y conversar.

¿Cuál ha sido tu formación artística o en otros campos?

He estudiado cosas raras: Desde Coros Gregorianos y Apreciación Musical hasta Comercio Internacional. Me aplica lo de músico, poeta y loco. (Eso dicen).

¿Por qué te interesaste en el negocio de la música y la gestión?

Siempre he pensado que si vas a dedicarte a algo, te tiene que gustar, debes saber hacerlo. No sirve solamente ponerle ganas; hay que conocer técnicas, ayudarse de las herramientas de la academia y de la experiencia. Esas dos de la mano se ven bonitas por la calle o en un restaurante. Esto es lo que sé hacer, lo que me gusta y a lo que quiero dedicarme.

En una escena como la nuestra aventurarse de manera independiente es peligroso ¿cómo ha sido tu experiencia?

Sigo vivo. ¿Eso cuenta? (Risas).

Creo que uno no gana o pierde dinero; gana experiencia y visión y pierde miedos. Eso del dinero es un círculo en el que hay que aprender a girar. A veces estás de cabeza, a veces ruedas a toda velocidad. Lo malo es buscarle rincones al círculo para encontrar comodidad; es como encontrarle una esquina a una pelota.

¿Cómo nace el Festival AntiRoscas?

Así como nacen los hijos. Tuve que follarme muchas ideas, hasta que cuajó esta. Tiene cuatro años apenas; está aprendiendo a hablar. Ya da pasitos. A veces, por correr, se cae y se da duro. Pero le gusta jugar con tierra, levantarse, sacudirse las peladuras y seguir sonriendo. Claro, primero llora y se queja con la mamá. ¡No recuerdo por qué coño nació; creo que fue una cesárea! (Risas).

¿De verdad no hay roscas? ¿Es posible algo así en un país como este?

En un país como este todo es posible. Esto funciona como el filtro del café cuando haces tinto; solamente lo mejorcito se queda. El resto, aunque por ahí pase el agua, se bota, se va a la basura. A lo que voy es que en el Festival se han presentado bandas de todos los niveles (si es que se pueden clasificar) y muchas se han acabado con el tiempo. Siguiendo la metáfora, entonces, el Festival funciona como el agua para el tinto; ha habido bandas agónicas, pero esas bandas son pepas que se quedan en el colador. Esto tiene que servir para depurar la escena de tantos que se creen artistas, pero que se caen en un par de meses.

También están las bandas que colgamos en el llavero y a quienes llevamos a muchas partes, por comprometidos y dedicados.

Me gusta la rigurosidad de las palabras, por eso se llama AntiRoscas. Anti significa contrario u opuesto y rosca es esa cosa que, al cerrarse, forma un círculo dejando un espacio vacío en medio.

Ser AntiRoscas significa estar ahí en ese espacio vacío, que no hace parte de la estructura orgánica de la roscas, pero que es su esencia en sí. Porque estamos dentro, somos el centro. De no ser por el hueco, por ese espacio vacío, las roscas serían platos. ¡Y hay que ver lo que significa ser un plato en Colombia! (Risas).

¿Cómo garantizas la participación de todos los interesados?

No participan todos los interesados. Hay que cumplir ciertos requisitos. El ser AntiRoscas no significa ser AntiOídos. Hay que escuchar, digerir, leer, volver a escuchar y, si hay tiempo, escuchar otra vez. De eso depende que la calidad del Festival vaya in crescendo.

¿Cuál es la finalidad de tu gestión?

Actualmente es el festival independiente más grande del país, sin recursos monetarios provenientes de alguna entidad, privada o pública. (Cosa que ojalá cambie pronto). El objetivo es mantenerlo ahí, aumentar los premios, materializar la evidencia del trabajo realizado, ayudar, ayudar, ayudar, hasta que mis fuerzas lo permitan.

Siempre he pensado que si te pones en pie, ya sabes cómo es. Por ende, así haga frío o mucho viento; así te tumben o te caigas solito, pues vuelves y te levantas. Los únicos que disfrutan acostados son los que pagan por las putas -porque a ellas no es que les haga mucha gracia. ¡Me han contado! (Risas).

Dentro de la escena eres un hombre respetado y además polémico por tus posturas ¿Cómo lidias con toda esa hoguera de las vanidades en el movimiento?

Asumo que “respetado” porque ofrezco respeto; se lo abogo a una cuestión de reciprocidad. 

En lo de “polémico” me quedo con esta definición de la RAE: Arte que enseña los ardides con que se debe ofender y defender cualquier plaza.

Aun así los que me conocen saben que aplico la frase de Voltaire: no estoy de acuerdo con lo que dices, pero defenderé con mi vida tu derecho a expresarlo.

Lo de la hoguera de vanidades es algo a lo que no presto atención. Uno no puede ser artista y feo, porque no combina. (Risas) Nací bonito y humilde, o sea que no es nada nuevo que me miren (Risas).

¿Cuál sería entonces la finalidad de tu trabajo, el final perfecto?

Que no tuviera final.

Parafraseo a mi amigo Larry Mejía, gran escritor y contertulio: creo que nosotros, los artistas, no estamos para hacer plata, o nombre; lo que hacemos es obra ¡Obra!

¿Como ves el nivel del rock nacional de acuerdo a los tres AntiRoscas que has organizado?

Me gustan muchas cosas, entre ellas lo que pasa con el metal extremo. ¿Cómo no va a haber una sobredosis de Brutal Death Metal en Colombia cuando vivimos en un mundo de muertes violentas por montón? No creo que deje de promover el metal, aunque los músicos sean tan cuadrados.

Hay músicos talentosos, pero me sigue doliendo que haya más ego que talento (en muchos casos). Han crecido la receptividad al show visual; la visión de cuidado a los seguidores; el trabajo con dedicación y concentración para mejorar la ejecución instrumental; el gusto por la limpieza y la impecabilidad de las presentaciones. Esas son algunas premisas en las que el Festival se enfoca y hay quienes sí se creen el cuento y lo hacen en serio.

¿Que se llevará el ganador del festival?

Nada. ¡El Festival se los lleva a ellos!

Este año vamos a viajar. Tenemos un par de intercambios interesantes con otros festivales nacionales y estamos armando una pequeña gira en México para la mejor agrupación de esta edición. Un Festival que no tiene plata de ningún lado no se puede quedar pensando en un par de monedas.

En una almohada aprendí a soñar; y no era una almohada llena de billetes. Ahora no me sueño la vida; me vivo mis sueños.

Y si algunos quieren hacer lo mismo, pegarse al parche, y yo (el Festival) les sirvo de plataforma, pues nos ayudamos y sonreímos y la pasamos bien haciéndonos más humanos. Pero camellando duro.

Es difícil financiar eventos tan grandes como el tuyo, ¿qué apoyos usas, que apoyos buscas?, ¿los músicos te ayudan o son reacios a esto?

Busco apoyo por todas partes. Toco más puertas que un testigo de jehová, pero no ha habido quien se interese en mover su bolsillo. Este un país de fieles… de fieles al dinero. Mientras no exista una liberación mental del dinero, no habrá surgimiento, ni apoyos para el Festival.

Hay muchos músicos en el baúl de mis afectos y a muchos de ellos los desempolvo de cuando en vez. Los músicos siempre han estado firmes conmigo. Este un festival de músicos para músicos, de abrazos, de compartir escenario, pero también sonrisas. He llegado a creer que esta vitrina lo que verdaderamente busca es el rescate de la humildad, del trabajo en equipo, de la empatía. Si eso no salva el mundo, al menos le hará un camino más tranquilo a las nuevas generaciones. Estoy convencido de eso.

¿Vamos bien o mal en La Escena Rock de Colombia?

¡Ay, esa es una pregunta muy amplia! Perdón si me pongo nostálgico.

Esto de La Escena Rock tiene más ramificaciones de tensión que el mismo proceso de paz. Yo siento que sí vamos. Lento, pero vamos.

Pero el afán de protagonismo, el ego, el amor a lo material, el desespero por ser tendencia y tantas otras ataduras actuales, tienen mareado y con vómito el espíritu del arte. Yo creo en el amor, en la verdadera esencia del rock, en el peace and love, en la premisa del punk cuando promulgó el hazlo tú mismo, en Fito cuando dice: todo da vueltas como una gran pelota; en Café Tacuba y su gira y da vueltas y rueda girando, gira y da vueltas y rueda y rueda. En fin.

Hay que aprender a girar, a dar vueltas, a no cansarse, a permitir que la gente ruede (que es muy diferente a vivir rodado), a reconocer el mundo y sus círculos y llevarlos bien.

Hay círculos en todas partes; una moneda es circular; el borde y la base de una copa también lo son; los ojos y la rueda; el sol y la armonía… casi todo es circular. Pero bueno, eso es otro tema y no pienso pasar por mamerto.


Volviendo a tu pregunta: el Rock Nacional SÍ va, siempre irá, siempre permanecerá. Es indestructible. Como el amor. Así mismito; con lapsos, con cariños a ratos, con viajes y monotonía, con amantes y nuevas relaciones. El rock es amor puro y el amor es puro rock and roll. 

@subterranica
Read more

martes, 14 de abril de 2015

I.R.A CELEBRA SUS 30 AÑOS EN EL PUNK EN EL PUNK ROCK BOWLING FESTIVAL EN LAS VEGAS

,
El “Punk Rock Bowling & Music Festival” es uno de los festivales más importantes en la escena Punk del mundo; este se realiza cada año en la ciudad de Las Vegas Nevada, para el 2015 se realizará la edición No 17 del Festival entre el 22 y el 25 de mayo.

La agrupación Colombiana I.R.A Infexion Respiratoria Aguda, ha sido invitada a participar en este importante Festival en el que se presentará junto a bandas como RANCID, DROPKICK MURPHYS Y DISCHARGE.

Este es el Link de la página oficial del Festival.

La alineación del grupo I.R.A para el Punk Rock Bowling & Music Festival, estará conformada por David Viola en la guitarra y las voces, Monica Moreno en la batería y las voces y Gabriel Arango en el bajo, este último quien fue bajista en I.R.A entre 1998 y 2005, acompañará a la agrupación en este concierto.

Ya se puede escuchar y descargar I.R.A PURA en Deezer

Pronto l.R.A presentará sus nuevos sencillos musicales “Aguante I.R.A” e “Infexion respiratoria aguda” que han compuesto y grabado para la celebración de los 30 años de la banda, así como el video de la canción Mi Punk Amor que hace parte del Álbum Firmes de I.R.A.

www.twitter.com/Infexionrapunk
www.facebook.com/infexionra
www.youtube.com/infexionrapunk
www.myspace.com/infexionrapunk
www.reverbnation.com/infexionrapunk
www.soundcloud.com/viola69
davidviolaguzman.blogspot.com

Este es un comunicado transcrito y publicado como lo envía ya sea el artista, su agencia o su disquera. Algunos se han editado, corregido o modificado de acuerdo a nuestro medio. @subterranica
Read more

viernes, 10 de abril de 2015

EL ROCK NACIONAL!!!

,
Graffiti: True Rocker Kid por Brunokn
Dinero, la maldición del hombre desde tiempos inmemoriales, hasta Cristo fue vendido por dinero, cuando hay hambre, cuando hay necesidades, el hombre pierde su estatus de “persona” y se convierte en un animal condicionado que ira hacia el primero que le coloque un hueso.

El rock en Colombia ha sido y aun es un movimiento prolífico, enorme y talentoso pero pobre, siempre lo ha sido, no solo en Colombia, en todo el mundo incluyendo economías gigantescas en donde el rock no solo es industria sino parte esencial de la cultura como en USA o Reino Unido.

Dentro del campo del negocio de la música entran a jugar muchos actores, todos importantes, uno de ellos es el músico. Aquel que aprende a tocar, componer, dirigir y que vuelca su vida y alma en la práctica artística de la música. En este caso específico en el Rock. El rockero confundido que vio la película de los Doors, los conciertos en You Tube y sueña con que algún día será descubierto por alguien que lo hará famoso y millonario, que no andará más a pie por que tendrá un Ferrari y que cree que todas las historias que salían en MTV y los medios de hoy como TMZ son ciertas. El rockero confundido que tiene un talento enorme para tocar pero poco sentido común para darse cuenta de que está siendo manipulado por personas que si son negociantes, que no son músicos y que lo que quieren es exprimir lo poquito que se puede exprimir en un país como el nuestro en donde la industria de la música es nula y la del rock es un sueño.

El público, ávido de sonidos, de bandas nuevas, confundido también por una serie de publicaciones y de medios que claman a diestra y siniestra que el rock no “innova” como si el rock tuviera que innovar en algo. ¿Por qué esos mismos medios no le piden al aburrido vallenato o al monótono y absurdo reguetón que innove su sonido ancestral o que haga otra cosa? ¿Por qué debe ser el rock colombiano el sacrificado convirtiéndose en un popurrí de ritmos folclóricos degradando el género hasta ser irreconocible entre una cumbia y un joropo? El público entonces no sabe que es el rock porque acá en Colombia los medios no saben que es el rock.

Los agentes del sector, esos que se reúnen en bares a sacar pecho y a hablar mal de todo el mundo, que no conocen ni el 1% de la escena, se reúnen a creerse la panacea de una industria que solo existe en sus mentes, a decirse entre ellos que son importantes, a hablar de apoyar a las bandas sentados en el dinero del estado o de marcas que apoyan siempre a los mismos. Esos agentes que no saben tocar un acorde, que solo conocen a las 15 bandas que han tocado en Rock al Parque, que meten a los conciertos y publicaciones a todos sus amigos sabiendo que hay bandas que merecen también espacios, los mismos cada año, que programan las emisoras con su gusto personal, que se llenan la boca diciendo la palabra “apoyo” cuando lo que usan es el dinero público o la fama infundada o el dinero privado que no es de ellos para sentir que hacen algo.

Todos confundiditos creando una realidad virtual llamada Rock Colombiano y colocando en Facebook las fotos de sus fiestas en donde celebran sus triunfos.

Eso no es el rock nacional… eso es otra cosa, un negocio, una “farándula” triste y barata, que es respetable desde el punto de vista en el que cada persona escoge en su vida lo que quiere hacer y si le parece que esto está bien pues que lo haga, pero que usted como público o músico debe entender lo que es, eso no es el rock nacional, son un grupo de personas sin profesión o trabajo que han hecho de “su mundo” la forma de quitarle dinero al gobierno y a las marcas y que han escogido un “selecto” circulo de artistas para a través de ellos desviar esos dineros a sus cuentas. Esto no sucede solo en el país, en todas partes, en todo estado, en todo el planeta. Es su forma de sobrevivir y almorzar. Pero ahí no está el rock nacional.

El rock nacional está en las más de tres mil bandas del país, está en la selva, en el campo, en Villavo, en Bucaramanga, en Caicedonia, Medallo, Bogotá.

El Rock nacional está en los bares que esa gente que cree que apoya nunca en la vida ha pisado, bares de rock oscuros y ruidosos en donde cada noche tocan las guitarras, truenan las baterías.

El rock nacional no es una voz soprano o palenquera, es una voz ronca, desafinada y disfonica que grita como lo hacen en otras latitudes Billy Corgan o Bob Dylan, y que retrata la realidad con canciones increíbles y letras que describen la vida.

El rock nacional no es ir a tocar afuera y sentirse el mejor del mundo y humillar a los demás creyendo que  uno es un Dios, hablar mal de los demás músicos, sino ir a tocar con el alma para dos personas que lo escuchan. El Rock nacional son las miles de canciones increíbles con bajo, batería y guitarra que se escuchan a diario en estos lugares o en internet. Tres, dos o cuatro acordes que con una creatividad magnifica se entrelazan para sonar diferente cada vez y no mil acordes y disonantes que duermen a dos mil almas en un parque.

El rock nacional no es la banda de marimbas “de la casa” sino los miles de grupos de Colombia.

Veo mucha gente llenándose la boca con títulos y triunfos inventados mientras el verdadero rock nacional sobrevive callado en las sombras. Donde debe estar… porque el Rock no es un teatro es una forma de vivir, una religión, un ejército. Aquel que conoce de verdad el rock ya no tiene otra cosa a que entregar su vida, y si la tiene, de seguro la enfocará en esto.

La verdadera música se lleva en el alma y se escucha en silencio, no se pavonea en Facebook como una Drag Queen buscando polvo. Busquen el rock nacional, no se van a arrepentir, es maravilloso.

Rock Independiente arriba

@subterranica
Read more

jueves, 2 de abril de 2015

SZARRUK LANZA UN RECORRIDO SONORO DE 80 TRACKS A TRAVÉS DE 22 AÑOS DE MÚSICA: SHABUTZ

,
Con este trabajo se pretende hacer visible varios momentos musicales desde el año 1996 hasta el 2015. Los temas divididos en dos volúmenes de 40 tracks cada uno abarcan diferentes géneros en el rock, pasando por trabajos electrónicos, rock, punk entre otros, cada uno perteneciente a uno de los once trabajos musicales del artista.

El objetivo no es otro que el de visibilizar en un resumen musical más de dos décadas de Rock, está disponible de manera gratuita en Soundcloud y pronto en más plataformas.

Felipe Szarruk es un músico y comunicador social Colombiano-Salvadoreño, compositor y fundador del movimiento de Rock independiente Subterránica. Entre sus trabajos destacados se encuentra un modelo de autogestión para artistas independientes y la composición y puesta en escena de la primera ópera Rock Colombiana.

Más información en www.szarruk.tk

Escuchar y descargar SHABUTZ Volumen I en: 


Escuchar y descargar SHABUTZ Volumen II en: 
Read more

miércoles, 1 de abril de 2015

CALI UNIROCK 07 UN ESFUERZO QUE EXALTA EL ROCK

,
Cali UniRock 07
Colombia ha engendrado una nueva clase de músicos, el músico-gestor, aquel que se ha dado cuenta que el mundo que nos presentaba MTV y otros medios, en el que pintaba al rockero como un loco degenerado con rasgos de caricatura al cual le llovían las ofertas y dinero no era cierto. El músico-gestor colombiano es aquel que además de practicar la ejecución, la composición, de pertenecer a una banda, se dedica a crear y producir espacios para sí mismo y para los demás. No son muchos, en realidad hay muy pocos en el país, pero entre ellos se encuentra el colectivo Ra-La Culebra quienes llevan ya siete años haciendo realidad el festival alternativo Cali UniRock en La Universidad del Valle.

Skampida
Para la edición 2015 planearon un cartel ecléctico en donde se fusionaban los diferentes ritmos del Rock, con invitados locales, nacionales e internacionales. El festival comprendía además un componente académico con varios panelistas invitados de la escena colombiana e internacional.

Cali no es una ciudad rockera, como la mayor ‘pía de ciudades del país, el rock es una minoría que vive y siente el género de manera intensa, ese grupo de rockeros fue el que llenó las canchas de la universidad del Valle, acondicionadas para festejar las bandas. Hay que destacar la calidad del sonido durante todo el evento, que pocas veces se puede disfrutar así de claro en los festivales, este fue impecable.

Componente Académico
Una constante en el festival que duró dos días, fue la presencia de bandas de rock, hago esta aclaración porque en Colombia la mayoría de festivales de “rock” tienen una carga fuerte de artistas que no practican el rock pero los presentan como tal. En cambio UniRock supo invitar bandas fusión pero que no sacrifican el género para caer en la trampa de creer que porque tienen una guitarra distorsionada dejan de ser cumbia, dance o folclórica. Bandas como Ra-La Culebra, Skampida que sobresalía por su calidad musical y Sinergía de Chile llevaron al público a la euforia con sus híbridos musicales.

Sinergia
Bandas de rock puro como Zantto’s de México, Puño de Ecuador, Electric Sasquatch de Cali o Donna Pierrot de Bogotá también calaron bien en el público, algunos con un sonido de ese que el público disfruta en silencio y estático, porque esa es una forma clásica de disfrutar el rock que muy poca gente comprende. El buen rockero se coloca frente al escenario, mirando, escuchando, sin necesidad de gritar, de moverse, llevando la fiesta por dentro, muchos músicos en sus inicios piensan que están aburridos, pero no es así, es una forma de escuchar y sentir el rock. Sin embargo con Puño por ejemplo, el mosh no se hizo esperar ni una canción y los asistentes se volcaron al ritual.

Público en el festival
En el componente académico se vivieron momentos de debate intenso y de charlas participativas que también son un experimento extraño, cada vez son más y más las personas que se interesan en el estudio y la investigación del género como parte de diversos campos de conocimiento, una práctica que hay que seguir cultivando.


En general UniRock es un espacio que vale la pena mantener, no es un festival manipulado ni pretencioso sino un espacio que se basa según las reglas de sus creadores, de sus gestores, que como decimos y recalcamos son músicos que se apoyan en un equipo de personas que aman lo que hacen y entre todos logran sacar adelante el evento. Necesitamos más músicos gestores en Colombia, porque como dijo Simona en el foro académico -¿Cuál es ya la necesidad de las bandas de estar dependiendo del estado para creer que pueden vivir de eso?- despierten y comiencen a gestar espacios como este que son los que dan visibilidad a su trabajo y llenan de público las canchas para rockear y disfrutar. Espacios contundentes como el UniRock.
Read more
 

Subterránica Copyright © 2011 -- Template created by O Pregador -- Powered by Blogger